¿Cómo se manifiesta el cáncer de mama en los hombres?

El cáncer de mama en hombres es una patología de la que existe poco conocimiento entre la población general y masculina en particular, ya que corresponde a una entidad muy poco común, llegando a constituir menos del 1% de todos los tumores de mama y representa el 0,2% de todos los cánceres del sexo masculino.

Este enorme desconcocimiento y escasa incidencia son los causantes del retraso en su diagnóstico, por lo que se detecta habitualmente en etapas invasivas y metastásicas avanzadas.

A modo de ejemplo, en el Reino Unido, alrededor de 390 hombres son diagnosticados de cáncer mamario cada año, cuya cifra es mínima, comparada con los 54,800 casos reportados en mujeres.

La edad del diagnóstico es más común entre los 60 a 70 años.

Signos y síntomas

El cáncer mamario en hombres suele presentarse como una masa firme y mal delimitada, pero además pueden visualizarse otros signos indicativos de esta enfermedad como:

  • Un bulto o hinchazón, que a menudo es indoloro.
  • Depresiones o arrugas en la piel de la mama.
  • Retracción del pezón.
  • Enrojecimiento o descamación de la piel del pezón y/o de las mamas.
  • Descarga o secreción del pezón.

En ocasiones, el cáncer puede propagarse a los ganglios linfáticos axilares o los circundantes a  la clavícula, causando una inflamación o bulto de la zona, incluso anterior a que el tumor mamario original tenga el tamaño suficiente como para sentirlo y/o palparlo.

Diagnóstico

1. Historial médico y examen físico.

Además del historial médico completo, será necesaria la realización de un examen completo de las mamas para detectar bultos o áreas sospechosas.

También es necesario examinar el resto de su cuerpo, en busca de cualquier evidencia de posible diseminación, como ganglios linfáticos agrandados, especialmente de la zona axilar.

Ante alguna anormalidad, se realizarán uno o más de los siguientes procedimientos diagnósticos:

2. Mamografía de diagnóstico

En base a los resultados obtenidos, podría ser requerida una biopsia, para determinar si el hallazgo anormal es cáncer.

3. Ultrasonido de mama

La ecografía mamaria se usa a menudo para examinar algunos tipos de cambios en las mamas. Es útil porque a menudo puede distinguir la diferencia entre los quistes llenos de líquido y las masas sólidas sospechosas de cáncer.

4. Biopsia de mama

Cuando otras pruebas muestren sospecha de cáncer mamario, es necesaria la realización de una biopsia de tejido mamario.

5. Biopsia de los ganglios linfáticos

Se realiza una biopsia de los ganglios linfáticos axilares para detectar la diseminación del cáncer. Este procedimiento se puede hacer al mismo tiempo que la biopsia del tumor mamario o durante la cirugía para su extirpación.

Diagnóstico diferencial

En primer lugar hay que descartar la ginecomastia, que es un cuadro muy común, que se observa en aproximadamente un 57% de los hombres mayores de 45 años.

Las cuantificaciones hormonales y la radiografía pulmonar son las herramientas diagnósticas para determinar la causa de una ginecomastia. Además, una mamografía puede confirmar el diagnóstico y descartar la presencia de una tumoración maligna.

Otra patología con la se debe realizar un diagnóstico diferencial es la mastitis, un cuadro inflamatorio infeccioso, generalmente unilateral.

Tipos de cáncer de mama en los hombres

Estos carcinomas tienen su inicio en las células pertenecientes al tejido glandular, como los adenocarcinomas de mama, que comienzan en los conductos lácteos (ductales) o en los lóbulos (lobulares).

Los tipos más comunes de cáncer de mama son el carcinoma ductal in situ, el carcinoma ductal invasivo y el carcinoma lobular invasivo.

El cáncer ductal in situ, se considera no invasivo o preinvasivo. Representa aproximadamente 1 de cada 10 casos de cáncer de mama en los hombres. Casi siempre es curable quirúrgicamente.

También existen otros tipos de cánceres mamarios que son menos comunes, como sarcomas , filodios, enfermedad de Paget y angiosarcomas, que tienen su génesis en las células musculares, la grasa o el tejido conectivo.

En ocasiones, un solo tumor mamario puede ser una combinación de diferentes tipos. Y en algunos tipos extremadamente raros de cáncer de mama, las células cancerosas pueden no llegar formar un bulto o tumor.

Etapas

Las etapas del cáncer de mama son:

Etapa 0 (carcinoma ductal in situ): se refiere al cáncer de mama no invasivo.

Etapa I: estos cánceres son todavía relativamente pequeños y no se han propagado a los ganglios linfáticos o existe una pequeña área de propagación del cáncer al ganglio linfático centinela.

Etapa II: esta etapa es indicativa de un mayor tamaño de los tumores que los cánceres en estadio I y / o se han diseminado a unos pocos ganglios linfáticos próximos a la mama.

Etapa III: hay mayor invasividad y tamaño de los tumores, que se diseminan a varios ganglios linfáticos cercanos.

Etapa IV (metastásica): los cánceres mamarios en estadio IV se han diseminado más allá de la mama y los ganglios linfáticos próximos. Este cáncer generalmente se propaga a los huesos, el hígado y los pulmones. Puede llegar a diseminarse a otros órganos, incluido el cerebro.

Factores de riesgo para el cáncer de mama en hombres

Existen varios factores de riesgo en hombres para el cáncer mamario, varios de ellos están relacionados con los niveles de hormonas sexuales en el organismo.

Envejecimiento

El riesgo de cáncer de mama aumenta con el envejecimiento. En promedio, la edad de diagnóstico de cáncer de mama en hombres es alrededor de los 72 años.

Antecedentes familiares de cáncer de mama

El riesgo de cáncer de mama aumenta si tiene parientes consanguíneos que han padecido cáncer mamario. Aproximadamente 1 de cada 5 hombres afectados tiene un pariente cercano- hombre o mujer- con la enfermedad.

Mutaciones genéticas hereditarias

Los hombres con algunas mutaciones, como la del gen BRCA2 tienen un mayor riesgo de cáncer de mama.

Síndrome de Klinefelter

Los varones con síndrome de Klinefelter tienen un riesgo entre 20 y 60 veces mayor que el de un hombre de la población general.

Exposición a la radiación

Un hombre cuya área del tórax ha recibido radioterapia (como el recibido para tratar un linfoma ) tiene un mayor riesgo de desarrollar cáncer de mama.

Alcohol

El consumo excesivo de bebidas alcohólicas aumenta el riesgo de desarrollar cáncer mamario en los hombres. Esto puede deberse a sus efectos en el hígado.

Enfermedades hepáticas

En los casos de enfermedad hepática grave- como la cirrosis- el hígado no es capaz de regular de manera adecuada los niveles de hormonas sexuales en los hombres, lo que causa niveles más bajos de andrógenos y más elevados de estrógenos- que puede  incidir en un mayor riesgo de desarrollar cáncer de mama.

Obesidad

La obesidad es un factor de riesgo para el cáncer de mama masculino, porque los adipocitos convierten los andrógenos en estrógenos,  hormona implicada en el riesgo de cáncer mamario.

Condiciones testiculares

Ciertas afecciones, como tener un testículo no descendido, tener paperas siendo adulto o haber sido sometido a orquiectomía, pueden aumentar el riesgo de cáncer de mama masculino.

Si bien la incidencia de cáncer mamario en el sexo masculino es muy bajo, conviene estar alerta y consultar al médico ante la aparición de sintomatología en la zona mamaria, perimamaria o axilar.

interesante colega? coméntalo!

Sobre Santiago Feliu 1741 Artículos
Lic. Santiago F.Feliu Enfermería- Legal - Forense Especialista en Aerovacuacion

Sé el primero en comentar