De incompetente a juguete sexual: los estereotipos de Enfermería en YouTube

Un estudio sugiere que, al igual que en otros medios de comunicación, se vende una imagen negativa y degradante

Los vídeos de YouTube promueven el estereotipo de la enfermera como «juguete sexual» y como «profesional incompetente«. Así concluye unainvestigación publicada en el Journal of Advanced Nursing.

«Los estereotipos de Enfermería en YouTube son muy similares a los que aparecen en programas de televisión«, explica Gerard Fealy, de la Escuela de Enfermería y Sistemas de Salud de la University College Dublin. 

«A pesar de ser una plataforma aclamada por mucha gente, nuestro estudio demostró que YouTube no es diferente a otros medios de comunicación masivos en la forma en que propaga los estereotipos de Enfermería vinculados al género, negativos degradantes. Tales estereotipos pueden influir en cómo las personas ven a las enfermeras y se comportan hacia ellas», señala.


Cuatro de los diez vídeos más vistos sobre ‘Enfermería’ representan a la enfermera como juguete sexual

96 vídeos analizados

Según Fealy, «los organismos profesionales que regulan y representan a las enfermeras deben presionar a los legisladores para proteger a la profesión de los estereotipos negativos indebidos y apoyar a las enfermeras que están dispuestas a utilizar YouTube para promover su profesión de manera positiva«.

Los investigadores examinaron la base de datos de YouTube para encontrar los videos más vistos de «enfermeras» y «Enfermería». Se incluyeron 96 videos tras el análisis preliminar de los primeros 50 resultados de cada palabra. Luego, se estudiaron con mayor detalle los diez con más visitas (entre 61.695 y 901.439).

Las enfermeras fueron representadas como un «juguete sexual» en cuatro de los vídeos más vistos y en dos de ellos aparecían como profesionales «incompetentes» que se comportan de una manera insensible con los pacientes.

Sobre Santiago Feliu 1741 Artículos
Lic. Santiago F.Feliu Enfermería- Legal - Forense Especialista en Aerovacuacion

Sé el primero en comentar